Una lección de animalidad en vez de humanidad


Hola amigos,

Una de estas tantas noches que me quedo a vagabundear por internet y las redes sociales, encontré esta nota cuya historia a continuación es narrada por Patricia Monteagudo, a quien conocí en el 2008 en Argentina al lado de Sabrina su fiel compañera cocker spaniel. El relato en sí es una lección quizas de humanidad pero con seguridad es más sublime que ello y es inherente a la emoción y al sentimiento mas puro y animal, aquel del amor sin contemplaciones racionales que nos impulsa a salvar al ser que está en peligro o abandono como un acto reflejo. Bueno los dejo con la nota, no sin antes agradecer a Patricia por dejar compartirla con ustedes 🙂 

Anoche, un taxista que me traía a casa me contó una historia que le hubiera encantado oir a Raúl Portal quien, en “El Portal de las Mascotas”, siempre alababa a los tacheros que son buena gente… Un día subió un pasajero (no recordaba si había sido hombre o mujer pero para el caso no importa) a su taxi, con un perro más o menos grande, de tipo ovejero, y le pidió que lo llevara hasta la costanera (en Capital Federal). Así lo hizo y, llegados a un cierto punto, el pasajero le pidió que se detenga, bajó al perro a la vereda y le dijo “Nosotros seguimos”. El taxista, anonadado, le preguntó: “¿pero cómo? ¿y el perro?”, y veia cómo el perro se había quedado mirando allí donde lo habían dejado. “No, pero yo no puedo tenerlo, pero….bla, bla, bla…”. “¡No, no, no, un momento!. Yo no sigo, no voy a dejar al pobre animal allí. Págueme el viaje, bájese y yo me llevo al perro”. Y así lo hizo. El perro fue llevado a una familia…y el pasajero, que fue quien finalmente se quedó mirando, allí en la costanera, ¿habrá sentido algo en su duro corazón? ojalá que sí, ojalá que haya aprendido la lección.

Fuente: http://zona-agility.blogspot.com/2008/05/anoche-un-taxista-que-me-traa-casa-me.html

Un pensamiento en “Una lección de animalidad en vez de humanidad

  1. Que buena leccion le dio el taxista, la vida da vueltas en algun momento Diosito se las cobra, que bonito mensaje.

Los comentarios están cerrados.